lunes, 9 de mayo de 2011

15/05/2011 - 4º Domingo de Pascua (A)

Inicio ..... Ciclo A ..... Ciclo B ..... Ciclo C ..... Euskera

15 de mayo de 2011

Homilias de José Antonio Pagola

No te pierdas:
- Jesús de Nazaret hoy

4º Domingo de Pascua (A)


Para leer, completas, todas las homilias de José Antonio Pagola para este domingo haz "clic" sobre el título del domingo, o "cliclea" sobre Ciclo A en el menu superior.
Lee tambien el documento "La hora de los laicos".

EVANGELIO

Yo soy la puerta de las ovejas.

+ Lectura del santo evangelio según san Juan 10, 1-10

En aquel tiempo, dijo Jesús:
-«Os aseguro que el que no entra por la puerta en el aprisco de las ovejas, sino que salta por otra parte, ése es ladrón y bandido; pero el que entra por la puerta es pastor de las ovejas. A éste le abre el guarda, y las ovejas atienden a su voz, y él va llamando por el nombre a sus ovejas y las saca fuera. Cuando ha sacado todas las suyas, camina delante de ellas, y las ovejas lo siguen, porque conocen su voz; a un extraño no lo seguirán, sino que huirán de él, porque no conocen la voz de los extraños.»
Jesús les puso esta comparación, pero ellos no entendieron de qué les hablaba. Por eso añadió Jesús:
-«Os aseguro que yo soy la puerta de las ovejas. Todos los que han venido antes de mí son ladrones y bandidos; pero las ovejas no los escucharon.
Yo soy la puerta: quien entre por mí se salvará y podrá entrar y, salir, Y encontrará pastos.
El ladrón no entra sino para robar y matar y hacer estrago; yo he venido para que tengan vida y la tengan abundante.»

Palabra de Dios.

HOMILIA

2010-2011 -
15 de mayo de 2011


LA PUERTA

Jesús propone a un grupo de fariseos un relato metafórico en el que critica con dureza a los dirigentes religiosos de Israel. La escena está tomada de la vida pastoril. El rebaño está recogido dentro de un aprisco, rodeado por un vallado o un pequeño muro, mientras un guarda vigila el acceso. Jesús centra precisamente su atención sobre esa «puerta» que permite llegar hasta las ovejas.
Hay dos maneras de entrar en el redil. Todo depende de lo que uno pretenda hacer con el rebaño. Si alguien se acerca al redil y «no entra por la puerta», sino que salta «por otra parte», es evidente que no es el pastor. No viene a cuidar a su rebaño. Es «un extraño» que viene a «robar, matar y hacer daño»...

José Antonio Pagola

HOMILIA

2007-2008 - RECREADOS POR JESÚS
13 de abril de 2008


ACERTAR CON LA PUERTA

Yo soy la puerta.

El evangelio de Juan presenta a Jesús con imágenes originales y bellas. Quiere que sus lectores descubran que sólo él puede responder plenamente a las necesidades más fundamentales del ser humano. Jesús es «el pan de la vida»: quien se alimente de él, no tendrá hambre. Es «la luz del mundo»: quien le siga, no caminará en la oscuridad. Es «el buen pastor»: quien escuche su voz, encontrará la vida.
Entre estas imágenes hay una, humilde y casi olvidada, que, sin embargo, encierra un contenido profundo. «Yo soy la puerta». Así es Jesús. Una puerta abierta. Quien le sigue, cruza un umbral que conduce a un mundo nuevo: una manera nueva de entender y vivir la vida…

José Antonio Pagola

HOMILIA

2004-2005 – AL ESTILO DE JESÚS
17 de abril de 2005


LA VOZ

Las ovejas lo siguen
porque conocen su voz.


En algunos ámbitos de la Iglesia se insiste más que nunca en la necesidad de un «magisterio eclesiástico» fuerte para dirigir a los fieles en medio de la crisis actual. Estas llamadas no logran, sin embargo, detener su creciente «devaluación» entre amplios sectores de cristianos.
De hecho, no pocas intervenciones de los obispos provocan reacciones encontradas. Unos las alaban con fervor, otros las critican duramente y la mayoría las olvida a los pocos días. Mientras tanto, en el evangelio se nos recuerdan unas palabras de Jesús que nos interpelan a todos: «Las ovejas siguen al pastor porque conocen su voz»…

José Antonio Pagola

HOMILIA

2001-2002 – CON FUEGO
21 de abril de 2002


Título

---

José Antonio Pagola

HOMILIA

1998-1999 – FUERZA PARA VIVIR
25 de abril de 1999


RUIDO

Las ovejas atienden a su voz.

Se ha dicho que el problema del hombre moderno es un problema de ruido. Envuelto en ruido exterior e interior, agitado por toda clase de estímulos y sensaciones, llevado de una parte a otra por la ansiedad y las prisas, el hombre de nuestros días se ha quedado sin silencio y no sabe cómo curarse de esta grave enfermedad que comienza a arruinar su ser.
El ruido impide a la persona conocerse debidamente a sí misma pues obstaculiza el acceso a su mundo interior. El individuo no tiene oído para escuchar lo mejor de sí mismo. Así hablaba hace unos años aquel gran Papa que fue Pablo VI: «Nosotros, hombres modernos, estamos demasiado extrovertidos, vivimos fuera de nuestra casa e incluso hemos perdido la llave para volver a entrar en ella.»…

José Antonio Pagola

HOMILIA

1995-1996 – SANAR LA VIDA
28 de abril de 1996


NO SE IMPROVISA

Atienden su voz.

No es raro encontrarse hoy con personas que valoran sinceramente la religión y están convencidas de que la fe en Dios no es una ilusión. Sin embargo, su fe está como bloqueada. Hace tiempo que no rezan ni toman parte en una celebración religiosa. Sin embargo, su problema es más profundo: no aciertan a comunicarse con Dios.
Esta comunicación con Dios no se improvisa. No es algo que brota sin más desde la superficie de la persona. Requiere una actitud interior de apertura y un cierto aprendizaje…

José Antonio Pagola

HOMILIA

1992-1993 – CON HORIZONTE
2 de mayo de 1993


UN FENOMENO NUEVO

Yo he venido para que tengan vida
y la tengan abundante


Se ha hablado mucho estos años del abandono de la fe por parte de no pocos cristianos que, por diversas razones, se han ido distanciando de la práctica religiosa deslizándose progresivamente hacia la indiferencia religiosa. Hoy se comienza a hablar en Europa de un fenómeno todavía minoritario pero, no por ello, menos significativo: personas que se habían alejado de la religión inician un camino de vuelta hacia la recuperación de su fe. En Francia los llaman «les recommençants», los que «vuelven a empezar». No es fácil precisar lo que buscan. Quieren encontrar de nuevo una base para sustentar su fe; sienten necesidad de algo diferente en sus vidas; desean vivir de otra manera. Por otra parte, no quieren vincularse demasiado a ninguna Iglesia; temen perder su libertad. Eso sí, se interesan de nuevo por Dios. Se hacen preguntas como ésta que me hacía alguien: «Podremos Dios y yo ser todavía amigos?»…

José Antonio Pagola

HOMILIA

1989-1990 – NUNCA ES TARDE
6 de mayo de 1990


EL MANDATO DE VIVIR

Yo he venido para que tengan vida.

Nos quejamos tanto de los problemas, trabajos y penalidades de nuestro vivir diario, que corremos el riesgo de olvidar que la vida es un regalo. El gran regalo que todos hemos recibido de Dios.
Si no hubiéramos nacido, nadie nos habría echado en falta. Nadie habría notado nuestra ausencia. Todo habría seguido su marcha y nosotros hubiéramos quedado olvidados para siempre en la nada.
Y, sin embargo, vivimos. Se ha producido ese milagro único e irrepetible que es mi vida. Como dice el genial pensador judío M. Buber, «cada uno de los hombres representa algo nuevo, algo que nunca antes existió, algo original y único»…

José Antonio Pagola

HOMILIA

1986-1987 – CONSTRUIR SOBRE LA ROCA
10 de mayo de 1987


ALEJARSE

A un extraño no lo seguirán.

No es fácil trazar la frontera entre creencia e increencia. Menos aún saber cuál es la razón última que le mueve a una persona a abandonar la fe que ha vivido durante años.
Sirviéndose de la comparación del pastor y las ovejas, Jesús dice que los suyos le siguen porque conocen su voz. Pero “a un extraño no le seguirán sino que huirán de él”. ¿Qué puede suceder para que Dios termine siendo un extraño?
Sin duda, las causas que pueden llevar a la increencia son muy diversas y complejas como lo muestran los estudios existentes. Pero siempre hay un itinerario personal que el increyente ha ido recorriendo día tras día hasta alejarse de Dios…

José Antonio Pagola

HOMILIA

1983-1984 – BUENAS NOTICIAS
13 de mayo de 1984


LIBRES PERO NO LIBERADOS

Yo soy la Puerta.

Pocas veces se habrá hablado de la libertad con tanta ambigüedad y confusión como en nuestros días.
Hay una «liberación» impuesta por el nuevo contexto social que lejos de ser un camino de crecimiento personal es represión y anulación de una verdadera personalidad humana.
«¿Todavía no te has liberado?» Esta es la llamada que se nos hace hoy desde diversos ámbitos de la sociedad, invitándonos a romper con tradiciones, costumbres o fidelidades pasadas, para entrar en otra esclavitud impuesta por nuevas modas y presiones sociales…

José Antonio Pagola

HOMILIA

1980-1981 – APRENDER A VIVIR
10 de mayo de 1981


VERDADERO LIDER

Las ovejas atienden a su voz.

Es un hecho constatado por muchos observadores. En estos momentos en que una grave crisis cultural y sociopolítica se extiende por toda la tierra, no parece fácil encontrar líderes convincentes capaces de señalarnos caminos de salvación y de contagiar esperanza en las gentes.
Quizás son los jóvenes quienes sienten como nadie esta falta de verdaderos líderes. Hemos construido una sociedad en la que ellos se sienten a la intemperie, sin razones válidas para vivir y sin que nuestras normas de conducta y los modelos de vida que les ofrecemos, les puedan servir para poder dar un sentido último a sus vidas…

José Antonio Pagola

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

La publicación de los comentarios requerirán la aceptación del administrador del blog.